Martes 14
Julio de 2020
385 Usuarios en Linea
Catamarca
Argentina
93 avisos en clasificados

Catamarca

Postergación tecnológica al descubierto

02/06/2020 |  La gran mayoría de los habitantes de todas las poblaciones nunca tuvieron internet.

Disminuye el tama�o del texto Disminuir Fuente   Aumenta el tama�o del texto Aumentar Fuente   Imprimir Noticia Imprimir   Enviar la noticia por e-mail Enviar   Comentar Noticia Comentar   Publicar en Facebook Publicar   Publicar en Twitter Publicar
Noticia leida 1893 veces

La pandemia sigue desempolvando varias deficiencias en toda la jurisdicción de Fiambalá, entre ellas el frágil sistema de salud y otros tantos…, pero eso no es todo. Al cumplir el Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio decretado por el gobierno nacional en donde se debe estudiar, trabajar, mantener contacto con familiares y otras cuantas utilidades de importancia que brindan las comunicaciones, el vetusto sistema tecnológico del norte del distrito, especialmente en Saujíl, Palo Blanco, Punta del Agua, Chuquisaca, La Mesada, La Ciénaga, Antinaco, Aguas Negras y Las Papas; el servicio de 4G o internet es algo desconocido, inalcanzable e inexplorable, inclusive impensado para algunos pobladores, entre ellos niños, jóvenes y docentes que viven en esas zonas y que deben realizar las tareas áulicas mediante el uso de algún dispositivo, además de las personas de avanzada edad que tienen a sus hijos en el sur del país u otras latitudes y que por cuestiones del confinamiento es incierto el reencuentro físico, por lo tanto el uso de las comunicaciones sería el acercamiento más cercano que podrían tener, pero todo eso por ahora es imposible, ya que una llamada telefónica o un mensaje de texto común limitadamente se puede realizar las pocas veces que el condicionado servicio así lo dispone.

 

El año pasado y gracias a un proyecto elaborado y presentado por la Lic. Rosana Mariángela Quinteros, en todas las poblaciones del norte de Fiambalá se instalaron varias antenas de internet satelital pertenecientes a ARSAT con el fin que las familias beneficiadas tengan ese servicio y a su vez mediante la señal de Wi-Fi se brinde internet a los vecinos o pobladores que lo requieran. Algunos de ellos cumplen solidariamente con ese fin y respetando el proyecto, pero en otros casos, estudiantes que deben realizar tareas o vecinos que necesitan conectarse a la web, denunciaron que quienes tienen esas antenas “mezquinan el servicio”, porque cuando alguien se acerca a esas casas con el fin de obtener internet, literalmente “apagan los equipos” o se les pide de mala manera que se retiren del lugar transgrediendo el fin y la función que deben tener dichas antenas.

La gente del lugar, lamentablemente no tienen otro sistema para acceder a internet para cualquier utilidad. Aquellas de las tantas promesas electorales de poner fibra óptica y otras tantas farsas, nunca se cumplieron y todas esas comunidades siguen en la postergación tecnológica, con estudiantes y docentes que no tienen como acceder a las clases virtuales y poblaciones enteras que limitadamente tienen el servicio de telefonía celular con la  tecnología obsoleta de GSM, mientras que en otros lados ya se habla y promociona en un futuro el sistema 5G.

 

Pero para no irse muy lejos, Fiambalá es una de las localidades más visitadas por el turismo durante todo el año en Catamarca (con excepción de esta pandemia), llegando a poseer muchas veces una ocupación hotelera del 100%, con inconmensurable afluencia del turismo internacional, pero sigue postergada en la tecnología al no contar con fibra óptica o empresas privadas que permitan obtener internet en domicilios, hospedajes u otros lugares públicos para cumplir con uno de los mayores requerimientos de los visitantes, lo cual en cualquier otro lugar fuera de Fiambalá y sus Termas, pueden disfrutar de poder acceder a la web en alta velocidad.

 

Fiambalá solo cuenta con servicio 4G de telefonía celular y en algunos sectores de la plaza principal con un ínfimo sistema de Wi-Fi muy poco servible, en comparación de algunos años atrás.

Varios alumnos y padres de familia que necesitan contar con internet para las clases virtuales, hicieron conocer que en muchas ocasiones no cuentan con saldo ni dinero disponible para poder cargar crédito suficiente. En otros casos algunos padres llegaron a pagar facturas de más de 4 mil pesos por consumo de internet y si no se conectan muchas veces sufren la incomprensión de algunos encargados de controlar la asistencia o la recepción de trabajos, sin conocer la realidad económica de cada familia. “Muchas veces intentamos ir a la plaza para recibir o mandar algún trabajo, pero el servicio es malo y muy poco utilizable porque tarda mucho, y si nos quedamos demasiado tiempo intentando realizar las tareas, la policía no corre del lugar (…) Sería bueno que mejoren el servicio y permitan estar en la plaza para realizar tareas o comunicándonos con seres queridos –quienes estamos lejos y no podemos viajar-, manteniendo el distanciamiento necesario y todos los medios de prevención que se debe tener con el aislamiento. No todos tenemos plata para cargar crédito todos los días. Tendrían que ser más humanos, solidarios y comprensibles por sobre todas las cosas (…) También estamos muy de acuerdo que se nos controle para que nadie valla con fines de incumplir las leyes vigentes del Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio. Que se entienda que en Fiambalá no tenemos más opciones lamentablemente”. Dijeron varias personas que se comunicaron con la redacción de Multimedios Abaucán.

 

A raíz de todo esto, el interrogante es: Cuando se normalice todo, Fiambalá, sus famosas Termas y poblaciones del norte en general, ¿Seguirán con la postergación tecnológica?...

¡Si alguien duda, cuando puedan visiten Fiambalá y el norte para comprobarlo!

 

www.elabaucandigita.com



Todos los derechos reservados a
catamarcaya.com - catamarcaya.com.ar
Contacto directo:
[email protected]
Sms directo:
383 154 377769

Diseñado por: Martin Lobato Carbel